Corporate

PREMIOS CORPORATE 2023

Los modelos de agujas de crochet de Lidia Crochet Tricot

POR REDACCIÓN

El crochet es una técnica de tejido a mano que consiste en el uso de un ganchillo o agujas de crochet para crear cadenas con hilos, ya sean muy finos con ganchos delicados, o estambre grueso con ganchos de mayores dimensiones.

Dependiendo del tipo de hilo y de otros factores, se debe escoger la aguja más idónea.

Lidia Crochet Tricot es una tienda virtual y una reconocida marca de hilos textiles utilizados para todo tipo de manualidades, en la cual se puede conseguir más de 30 tipos de hilos diferentes y las herramientas necesarias para practicar esta técnica de tejido a mano.

Agujas de crochet más populares

Así como existe una gran variedad de hilos para hacer crochet, también hay numerosos tipos de agujas o ganchillos para escoger. Elegir la aguja ideal es una decisión personal, ya que depende en la mayoría de los casos a cómo se sienta la persona al momento de usarla y del diseño que más sea de su agrado.

Las agujas de crochet de bambú son livianas, flexibles y suaves gracias al tipo de madera con la que se fabrican, siendo ideales para trabajar los hilos más gruesos debido a su gran tamaño. Las agujas de acero se utilizan mayormente con hilos más delgados, por ello son unas de las de menor tamaño, ideales para tejidos que requieran de mucha precisión y finos detalles.

Los ganchos de aluminio son los más idóneos para principiantes, ya que se utilizan para aprender sobre muchos estilos y formas de tejidos. Las agujas de plástico son las más asequibles y rentables, con una superficie suave que permite al hilado deslizarse sin problema, facilitando así la experiencia del tejido.

Ganchillos especiales para crochet

Existen otros tipos de agujas de crochet no tan conocidas, pero que garantizan un trabajo de calidad y una excelente experiencia de tejido. Las tunecinas son tipos de agujas más largas de lo normal, disponible en cuatro presentaciones: con cable, ideales para tejer mantas o colchas, afgano de una punta, utilizadas para un solo color de hilo o lana, los tunecinos con doble punta, perfectos para trabajos con más de un hilo, y el tunecino interminable, el ideal para tejer crochet circular o redondo.

Las agujas ergonómicas son especiales para reducir la tensión en las manos al momento de tejer, con asas blandas y grandes para insertar los hilos con mayor facilidad, ideales para personas que sufren de dolores en las manos. Por último, la aguja knook o aguja mágica, tiene un ganchillo largo con un agujero integrado que atraviesa un extremo, permitiendo enhebrar un trozo de hilo a través de él para crear puntadas diferentes, dando un acabado similar al de punto, pero con un proceso de elaboración más sencillo.

Lo más leído