Corporate

PREMIOS CORPORATE 2023

Constituir una empresa pyme en España de la mano de la asesoría de Entre Trámites

POR REDACCIÓN

Emprender un negocio propio es un desafío emocionante y con muchas oportunidades. No obstante, requiere de un proceso bien estructurado y la realización de diversos trámites legales. Constituir una empresa pyme en España implica una serie de pasos que incluyen desde el análisis del mercado hasta el registro de la marca. Afortunadamente, existen servicios de apoyo y gestión, como el que brinda Entre Trámites, dirigido a simplificar el proceso y ofrecer asesoramiento profesional para que los emprendedores puedan concentrarse en hacer crecer su empresa. 

¿Cómo constituir una empresa pyme en España?

En el momento de constituir una empresa, hay que tener en cuenta los siguientes puntos:

Investigación y planificación

Antes de embarcarse en la constitución de una empresa, es fundamental realizar una investigación exhaustiva. Identificar el mercado en el que se desea operar, analizar la competencia, evaluar las oportunidades y posibles riesgos, y determinar el tipo de empresa que mejor se ajuste a los objetivos (por ejemplo, una sociedad limitada o una empresa individual). También, elaborar un plan de negocios sólido que abarque el modelo de negocio, estrategias de marketing y proyecciones financieras.

Elección del nombre y actividad de la empresa

Seleccionar un nombre adecuado y único para la empresa es crucial. Hay que asegurarse de que el nombre elegido no infrinja ninguna marca registrada existente y que cumpla con las regulaciones legales. Además, hay que definir la actividad principal de la empresa que será inscrita en el Registro Mercantil.

Trámites de constitución

Los trámites para constituir una empresa en España han sido simplificados en los últimos años, pero aún se deben seguir varios pasos. Estos incluyen:

Obtener el Número de Identificación de Extranjero (NIE)

Si no se es ciudadano español, se necesita obtener un NIE antes de realizar cualquier trámite relacionado con la empresa. Se puede solicitar en la Oficina de Extranjería o en la Embajada o Consulado español en el país de origen.

Escritura de constitución

El siguiente paso es redactar la escritura de constitución ante un notario. En este documento se incluirán los estatutos de la empresa, la identidad de los socios o accionistas y la aportación de capital.

La escritura de constitución debe ser presentada ante el Registro Mercantil de la provincia donde estará ubicada la empresa. Una vez registrada, la empresa adquiere personalidad jurídica.

Obtener el CIF

La empresa necesitará un número de identificación fiscal conocido como CIF (Código de Identificación Fiscal). Se puede obtener en la Agencia Tributaria.

Licencias y permisos

Dependiendo del tipo de actividad de la empresa, es posible que se necesite obtener licencias y permisos adicionales de las autoridades locales o sectoriales.

Inscripción en la Seguridad Social

Como empleador, hay que inscribirse en la Seguridad Social y registrar a los empleados para asegurar el cumplimiento de las obligaciones laborales y de seguridad social.

Apertura de una cuenta bancaria

Es imprescindible abrir una cuenta bancaria a nombre de la empresa para gestionar las transacciones financieras y cumplir con las obligaciones fiscales.

Cumplimiento fiscal y contable

Una vez constituida la empresa, hay que cumplir con las obligaciones fiscales, como el pago de impuestos y presentación de declaraciones, así como llevar una contabilidad adecuada.

Un aliado a la hora de constituir una empresa: Entre Trámites

El proceso de constituir una empresa en España puede resultar abrumador, pero con el apoyo adecuado los emprendedores pueden simplificarlo y asegurarse de que su negocio se vuelva una realidad. Entre Trámites ofrece un servicio de apoyo y gestión que brinda asesoramiento y se encarga de todos los trámites necesarios para la constitución de la sociedad. Con su enfoque simple, ágil y transparente, los emprendedores pueden contar con precios fijos y configurar un servicio personalizado para pagar solo por lo que necesitan. 

Además, con Entre Trámites, el futuro empresarios obtienen un NIF provisional y una copia simple de la constitución el mismo día de la firma ante notario, lo que les permite comenzar a operar rápidamente. Tras la inscripción en el Registro Mercantil, tres semanas después, la sociedad estará completamente constituida, gracias a la planificación adecuada y el apoyo de Entre Trámites. 

Lo más leído