Corporate

PREMIOS CORPORATE 2023

Antes de comprar un coche de segunda mano, los 5 aspectos a revisar

POR REDACCIÓN

La adquisición de coches de segunda mano es una elección tradicional para aquellos que buscan movilidad a precios más competitivos. Esta opción puede ser atractiva debido a su coste reducido en relación con los vehículos nuevos, permitiendo a las personas acceder a modelos que podrían estar fuera de su alcance de otro modo.

Sin embargo, antes de realizar esta compra, es esencial tener en cuenta varios puntos clave para garantizar que la inversión sea segura y satisfactoria y asesorarse de la mano de expertos, como Grupo Ávolo especialistas en la venta de coches de segunda mano en Jaén y Granada.

Qué se debe tener en cuenta a la hora de comprar un coche de segunda mano

Una de las principales ventajas de comprar un coche de segunda mano es el ahorro financiero que ofrece. Los modelos nuevos tienden a depreciarse rápidamente en los primeros años, lo cual significa que se puede adquirir un vehículo ligeramente usado por una pequeña parte del precio original. Además, al comprar un coche de segunda mano, se evita la depreciación inicial, lo que puede ser especialmente beneficioso si se planea revenderlo en el futuro.

A pesar de esto, junto con estas ventajas vienen ciertas desventajas. Los coches usados pueden tener un historial de mantenimiento desconocido o requerir reparaciones costosas. Esto puede compensar el ahorro inicial. Por lo tanto, es fundamental prestar atención a varios puntos clave antes de tomar una decisión de compra.

Los 5 puntos clave recomendados por Grupo Ávolo

Revisar el kilometraje

El primero de los cinco puntos clave a considerar al comprar un coche de segunda mano en Jaén es la inspección del historial del vehículo. Esto implica verificar el número de propietarios anteriores, cualquier historial de accidentes o daños y si el vehículo ha estado involucrado en algún incidente reportado. También es crucial revisar el kilometraje y asegurarse de que coincida con lo que se afirma en el odómetro.

En el caso de Grupo Ávolo al ser concesionario oficial de diferentes marcas, además de tener el kilometraje certificado, cuentan con todo el historial de mantenimientos de sus coches para que se puedan comprobar fácilmente estos aspectos.

Inspección mecánica

El segundo punto es la inspección mecánica. Es esencial que un mecánico de confianza examine el coche para evaluar su estado general y detectar posibles problemas. Esto incluye verificar el motor, la transmisión, los frenos, la suspensión y otros sistemas críticos.

Igual que en el punto anterior, los mecánicos oficiales de cada marca revisan minuciosamente todos los aspectos mecánicos y electrónicos de todos los coches de Grupo Ávolo, para asegurarse de su buen funcionamiento.

No obstante, siempre es recomendable que puedas verificar por uno mismo si existe algún ruido extraño o algún posible mal funcionamiento.

Revisar la documentación

El tercer punto a tener en cuenta es la documentación. Asegurarse de que el vendedor tenga todos los documentos necesarios, como el título de propiedad del vehículo y los registros de mantenimiento. También es importante verificar si el coche tiene un historial limpio de embargos o multas pendientes.

Esto es importante para que el nuevo coche esté «libre de cargas». Y no sea él, el nuevo propietario, el que deba responder ante estas demandas al propietario anterior.

Este es uno de los principales motivos por el que se suele preferir comprar un coche de segunda mano en concesionarios oficiales que puedan ofrecer la garantía de que un nuevo coche estará libre de esas cargas.

La prueba de conducción

El cuarto punto se centra en la prueba de conducción. Nunca se debe comprar un coche de segunda mano sin ponerte al volante del mismo. Esto permitirá evaluar cómo funciona el coche en carretera, si hay ruidos inusuales o problemas en la dirección y si se ajusta a las necesidades y preferencias de conducción del comprador.

Si no le permiten realizar esta prueba de conducción puede entender que el coche puede tener algún fallo o vicio oculto que el vendedor no quiere que se vea.

Además, una de las situaciones habituales, de lo que parece, en Grupo Ávolo, es que al probar el coche que ya le ha gustado al cliente, este se dé cuenta de algo que no le gusta del coche, nota que le falta espacio o incluso a veces que le sobra.

Por este motivo, la prueba de conducción es algo que se debe solicitar, o exigir, antes de comprar un coche de segunda mano.

Precio

Por último, pero no menos importante, es crucial considerar el precio y la negociación. Investigar el valor de mercado del modelo específico que se está analizando y compararlo con el precio que se ofrece. No siempre existe margen para la negociación, pero no hay que dudar en hacer una oferta razonable al vendedor.

En algunos casos, el precio ofrecido por el vendedor se ajusta mucho al mercado, y será difícil que se pueda conseguir rebajar el precio en la negociación, pero no se pierde nada. Y, según indican desde Grupo Ávolo, le da «vidilla» al vendedor y hace el proceso más divertido. Siempre y cuando las solicitudes por parte del comprador sean coherentes.

Extra: la garantía

No hay que olvidar este punto al comprar un coche de segunda mano. Si una opción para comprar un coche de segunda mano es a través de un particular, se debe saber que este tiene la obligación de ofrecer 6 meses de garantía. En caso de una empresa es de 1 año.

En el caso de Grupo Ávolo, ellos ofrecen por defecto 1 año en cualquier coche que ofrecen pudiendo ser ampliada con un coste extra. Pero, además, cuentan con muchos coches que cuentan con pocos kilómetros de uso, son de matriculación más reciente, y que al ser concesionarios oficiales pueden ofrecer garantías de hasta 4 años en algunos de los coches que comercializan.

Sin duda, es algo que hay que tener en cuenta para la tranquilidad.

Conclusiones

Así pues, comprar un coche de segunda mano puede ser una elección sabia para ahorrar dinero, aunque requiere una evaluación cuidadosa. Inspeccionar el historial del vehículo, su estado mecánico, la documentación, realizar una prueba de conducción y negociar el precio son cinco puntos esenciales que deben considerarse antes de tomar una decisión final.

Estos pasos indicados por Grupo Ávolo ayudarán a garantizar una compra segura y satisfactoria.

Lo más leído